Archivo de la etiqueta: Transneptunianos

Se descubrió el objeto más lejano del Sistema Solar (a fines del 2018).

Otro planeta enano se suma al grupo de los que podrían o no apoyar la existencia del noveno planeta (P9).

Algunos planetas enanos de los más lejanos hasta fines del 2018 se agrupan en el conjunto de objetos con órbitas con cierta orientación no al azar. Eso hace que algunos piensen en la existencia de P9 como responsable de esas orientaciones.

Recordemos que esos planetas enanos “Sednitos” fueron hallados en ciertas regiones del cielo y hasta cierto brillo. Luego, podrían haber otros objetos más débiles en otras partes del cielo que no compartan esas propiedades orbitales a favor de la existencia de P9.
De hecho, de hallaron 9 objetos lejanos con órbitas al azar; cantidad que supera la de los 6 Sednitos conocidos (pdp, 04/nov./2018, Las conjeturas más conocidas de los confines del Sistema Solar, https://paolera.wordpress.com/2018/11/04/las-conjeturas-mas-conocidas-de-los-confines-del-sistema-solar/)

Ahora se agrega otro objeto transneptuniano a la lista de los conocidos.
Se trata de Farout, (algo así como lejano), a 120 Unidades Astronómicas (UA = distancia promedio Tierra-Sol = 150 000 000 Kms.). Muestra un color algo rosado que sugiere riqueza de hielos en su superficie. En base a su distancia y brillo aparente, se estima que tiene un diámetro de unos 500 Kms. .

Image

Ilustración crédito y cortecía de Roberto Molar Candanosa del Carnegie Institution for Science.

Hasta ahora (finales del 2018) el más lejano era Eris a 96 UA, más allá de Plutón con 34 UA.

Recordemos que los planetas se mueven más lento contra más lejos están del Sol (2da. ley de Kepler https://es.wikipedia.org/wiki/Leyes_de_Kepler). Así es cómo Farout tiene un período orbital de unos 1000 años. Para calcular la órbita de un objeto, son necesarias al menos 3 observaciones de su posición, por lo que llevará algunos años confirmar la de este objeto.

Image

Imágenes donde se aprecia el desplazamiento de Farout respecto de las estrellas de fondo – Crédito y cortecía de  Scott S. Sheppard & David Tholen.

Luego, bajo las condiciones actuales habrá que esperar para saber si Farout pertenece o no al conjunto de los planetas enanos lejanos con órbitas no orientadas al azar; y en caso afirmativo, ¿existe P9 o más de un planeta responsable de esas alineaciones orbitales?

Referencia:

pdp.

2014 FE72, el extremo de los objetos extremos (a dic.2016)

Los objetos extremos del Sistema Solar, son aquellos muy lejanos, los más lejanos hasta ahora (2016) conocidos.
Estos objetos transneptunianos, Sedna entre ellos, comparten características aparentemente debidas a la existencia de otro objeto extremo, el tan buscado noveno planeta (P9). Los objetos extremos, tienen órbitas de semiejes mayores (tómenlo como medida de su ancho)  superiores a 150 Unidades Astronómicas (UA) y perihelios superiores a las 40 UA; o sea más allá de Neptuno. No obstante, están bien ligados al Sol. Por todo esto, se los considera miembros del conjunto de cuerpos de la Nube de Oort Interior (NOI)

En la búsqueda de P9, se siguen hallando objetos extremos, miembros de la NOI.
Se descubrió el catalogado como 2014 FE72. Tiene un semieje mayor de unas 2155 UA y un afelio de unos 4000 UA. Por estas características está débilmente ligado al Sistema Solar. Podría sentir perturbaciones de estrellas cercanas y hasta efectos de mareas gravitatorias galácticas.

tno-planet9-diagram-clean

Esquema publicado en Wikipedia. Autor: Fauxtoez

Es el primer objeto extremo que entra en el conjunto de objetos de la Nube de Oort Exterior (NOE).
Cuidado con esto.
NOE, podría indicar objetos cercanos al límite exterior de esa Nube, pero en este caso, se refiere a objetos más allá de los que están en la parte interior de ella.
Lo curioso es que 2014 FE72, comparte las características orbitales de los objetos extremos afectados por P9. Así, todo sigue apuntando a la existencia de esta objeto extremo de masa 10 veces la terrestre.

 

Referencia:

Fuente:

pdp.

Niku, el rebelde (el amigo de Drac)

Niku es un objeto transneptuniano.

NASA-Science Alert.

Descubierto en 2015 y recientemente anunciado (agosto 2016), catalogado como 2011 KT19, tiene forma algo alargada, con dimensiones que no superan los 200 Km. por los 250 Km. Llama la atención su movimiento. Es retrógrado, o sea que se mueve al contrario que la mayoría de los cuerpos del Sistema Solar y muestra una gran inclinación, de unos 110º (por ser retrógrado). Su nombre en chino significa algo así como rebelde, en relación a su dinámica.
Lo han mostrado como un objeto extraño, y en realidad es el segundo en su especie. Ya había sido descubierto Drac (2008 KV42), con similares características.
Muestran algunas coincidencias con los Centaruros que se encuentran entre Júpiter y Neptuno.
Hay Centauros retrógrados y con altas inclinaciones, claro que no tanto como estos transneptunianos. Si bien los Centauros son de corta duración por ser fáciles de perturbar, Niku y Drac, tendrían vidas medias mucho mas largas antes de ser llevados a otras órbitas.
El descubrimiento de estos dos “ejemplares” de transneptunianos retrógrados de altas inclinaciones, sugiere la existencia de una familia de ese tipo de objetos. El origen de sus movimientos “caprichosos” es un misterio por ahora, pero se piensa que está relacionado con perturbaciones, posiblemente del noveno planeta aún sin observarse.

Referencias:

Fuente:

  • DISCOVERY OF A NEW RETROGRADE TRANS-NEPTUNIAN OBJECT: HINT OF A COMMON ORBITAL PLANE FOR LOW SEMI-MAJOR AXIS, HIGH INCLINATION TNOS AND CENTAURS, Ying-Tung Chen et al., August 8, 2016.
    https://arxiv.org/pdf/1608.01808v1.pdf

Posible origen de los asteroides tipo D-P. ¿Un quinto gigante?

Se sabe que entre Marte y Júpiter se encuentra el cinturón de asteroides o planetesimales.
Se dividen en familias y en tipos según su composición. Entre ellos, están los de tipo D y tipo P. Ambos tienen un aspecto rojizo, silicatos y probablemente hielos en su interior entre otras características que los distinguen. Se los encuentra preferentemente en la parte exterior o más alejada del cinturón asteroidal. Todo esto, sugiere una composición similar a la de los objetos transneptunianos del cinturón de Kuiper y que estos planetesimales pudieron haber migrado desde aquellos lugares en la juventud del Sistema Solar.

En aquellas épocas, el gas de la nube primordial fue expulsado por la radiación solar y quedaron los jóvenes planetas junto con cuerpos menores o planetesimales.

Explosión y fragmentos

Ilustración de planetesimales y escombros primordiales publicada en Astromia (ver enlace).

Para entonces, las migraciones era frecuentes. De hecho, la detección de gigantes gaseosos cerca de estrellas jóvenes, donde no se podrían haber formado, demuestra que la migración puede darse en etapas tempranas, antes de lo pensado.
Se piensa que Ceres, vino como una luna de Yurus, un transneptuniano que migró hacia el interior del Sistema, fue destruido por tirones gravitatorios y dejó a Ceres en donde hoy orbita.

Según las simulaciones realizadas, en aquellas épocas había 5 gigantes: Júpiter, Saturno, Urano, Neptuno y un planeta similar a Neptuno (¿Yurus?) y más allá los objetos helados de tipo Plutonianos. Todos en órbitas estables, comenzaron a sentir las perturbaciones e inestabilidades gravitatorias en medio de las migraciones. Este 5to. gigante participó de manera necesaria en la dispersión de los planetesimales haciendo que muchos transneptunianos lleguen a la región asteroidal de hoy en día, dando lugar a la familia D / P de asteroides.
¿Qué pasó con ese 5to. Planeta Neptuniano?; bueno, en medio de esa mudanza de objetos, sufrió un encuentro que lo destruyó o bien un encuentro cercano con júpiter lo expulsó del Sistema.
Los intrusos así reubicados, bien pudieron colisionar quedando más esparcidos con menores tamaños.

Referencias:

Fuente:

pdp.

Detalles de TNO 278361 (2007 JJ43)

Los objetos transneptunianos (TNO) [1], son los que se encuentran pasando Neptuno, llegando al cinturón de Kuiper o más allá, incluso en la nube de Oort.
El mejor exponente de TNO es Plutón. Muchos otros planetas enanos han sido hallados como miembros de la gran familia de los TNO. Si bien son todos cuerpos helados (al menos hasta ahora – año 2015 – ), muestran una gran variedad de órbitas, tamaños y composiciones (o sea colores).

Entre ellos se encuentra el posible planeta enano TNO 278361 o bien 2007 JJ43 [2]. Tiene un diámetro estimado de 600Km. a 800Km. y para cuando se lo descubrió (año 2014) estaba a unos 40 Unidades Astronómicas (UA) [3] de casa.
Observándolo tanto en infrarrojo como en ultravioleta (los extremos del espectro de energías), se encontró una distribución de energía (o luz) que permite clasificarlo como un objeto rojo-azulado (o azul-rojizo).
No hay evidencias de hielos. Aunque los modelos predicen hielos de agua, ésta no estaría presente en la superficie, al menos no en grandes concentraciones (no más del 6,5%).
Los análisis de un tercio de su superficie, no muestran grandes diferencias, por lo que se supone que ésta es bastante homogénea.

Referencias:

  1. https://es.wikipedia.org/wiki/Objeto_transneptuniano
  2. https://en.wikipedia.org/wiki/(278361)_2007_JJ43
  3. http://legacy.spitzer.caltech.edu/espanol//edu/askkids/def_au.shtml

Fuente:

pdp.

¿Evidencia de una súper Tierra trans-plutoniana?

La Mecánica Celeste 1, es la rama de la Astronomía dedicada el estudio de los movimientos de los cuerpos en el cielo. En esa rama de la ciencia, se encuentra el concepto de resonancia orbital 2. Se dice que dos cuerpos en órbita alrededor de un tercero (principal) están en resonancia, cuando sus períodos orbitales (el tiempo que tardan en completar una órbita) guardan una relación entera (igual a un número entero) o esa relación es igual a la relación entre dos enteros. También se habla de resonancia entre el tiempo de rotación y translación de un cuerpo alrededor de otro. Por ejemplo, la Luna tiene una resonancia de 1:1 entre su rotación y la translación alrededor nuestro (por eso nos muestra siempre la misma cara).
Las resonancias implican perturbaciones gravitatorias entre los cuerpos, que pueden estabilizar o desestabilizar sus órbitas.

En la órbita de un cuerpo, existe el nodo ascendente 3 , que es el  punto en su trayectoria en que cruza el plano de la Eclíptica (u otro Plano) de Sur a Norte. Ésta, es la órbita de la Tierra, la que es bastante coplanar con el Sistema Solar en general. Sobre la órbita del cuerpo, se mide la longitud del perihelio 4, que es la posición en su órbita del punto más cercano al Sol (o al cuerpo central).

El Efecto Kozai 5,  es una resonancia orbital, según la cual la inclinación de la órbita de un cuerpo, varía inversamente con la excentricidad de la misma. Así, cuando una aumenta, la otra disminuye en un caso particular de resonancia gravitacional orbital.

Distant-Planet-NASA-27032014Los objetos del tipo Sedna 6, como el reciente 2012 VP113 7, son los que tienen sus perihelios (puntos de sus órbitas más cercanos al Sol) más lejanos. En general, estos objetos trans-neptunianos tienen semiejes mayores orbitales superiores a 150 radios orbitales terrestres (o sea 150 UA.) y perihelios mayores a 30 de las mismas unidades. Además, casi todos tienen longitudes de perihelio cercanas a cero, o sea que, casi todos tienen el perihelio cerca del plano Ecliptical (o cerca del plano de Sistema Solar). Esto es interpretado como un claro caso de Efecto Kozai provocado por un planeta trans-plutoniano, tipo super-Tierra, a unos 250 UA del Sol. Este objeto estaría afectando a todos los objetos trans-neptunianos, y si bien aún no fue descubierto, este efecto observado en los planetoides más allá de Neptuno, reaviva la idea de su existencia.


 

Referencias:

  1. http://es.wikipedia.org/wiki/Mec%C3%A1nica_celeste
  2. http://es.wikipedia.org/wiki/Resonancia_orbital
  3. http://es.wikipedia.org/wiki/Nodo_ascendente
  4. http://es.wikipedia.org/wiki/Argumento_del_periastro
  5. http://www.jccanalda.es/jccanalda_doc/jccanalda_ciencia/astronomia/glosario-astronomia/definiciones/efectokozai.htm
  6. http://es.wikipedia.org/wiki/(90377)_Sedna
  7. http://es.wikipedia.org/wiki/2012_VP113

Fuentes:

pdp.

Distant-Planet-NASA-27032014