Comer almejas o mejillones puede ser malo en épocas de aguas cálidas. ¿Y durante el calentamiento global?

Comer de todo es bueno, pero hay que tener cuidado, sobre todo en épocas de altas temperaturas.

Imagen crédito de Jerry Kirkhart/Flickr

Muchos gustan de anchoas, almejas o mejillones; pero su ingesta puede sernos nociva. En épocas de calor, cuando las aguas se vuelven cálidas, prolifera un alga llamada Pseudo-nitzschia [1]. Este alga produce ácido domoico [2]. Cuando estos animales marinos consumen ese alga (entre otras) acumulan en su carne grandes cantidades de ese ácido, el que puede permanecer en ellos hasta un año. Cuando los consumimos, podemos tener diarreas, vómitos, amnesia y hasta morir.
Esto ya se dio en playas del Pacífico desde California hasta Alaska , en personas y en aves marinas que se alimentan de almejas y mejillones, en los años ’60 y ’80.

Si tenemos en cuenta el calentamiento global, es posible que este proceso de contaminación por ácido domico se vuelva algo corriente y de mayor alcance.

Referencias:

  1. https://es.wikipedia.org/wiki/Pseudo-nitzschia
  2. https://es.wikipedia.org/wiki/Ácido_domoico

Fuentes:

pdp.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s